Mealsurfing, opciones para comer durante un viaje

La gastronomía es una experiencia que todo viajero disfruta y las opciones para comer cuando estamos fuera de nuestra ciudad siempre son muy variadas y atractivas. Sin importar si el viaje es de placer o negocios, la comida siempre estará presente para mostrarnos una parte importante de las raíces de cada pueblo.

Un nuevo fenómeno que se ha puesto de moda entre los viajeros en los últimos años es el mealsurfing, una experiencia a través de la cual podemos comer en casas particulares. Los anfitriones son gente local y no siempre son expertos en la cocina pero comparten el gusto por preparar los platos para sus comensales y se esmeran en recibirlos en un ambiente creado especialmente para ellos.

La idea del concepto es ofrecer un menú de platos regionales del lugar que se visita, sin embargo podemos encontrar que los diferentes anfitriones preparan una gran variedad de especialidades.

comida3

Por ejemplo, durante unas vacaciones en París podemos ir a comer a la casa de alguien que ofrece la tradicional comida francesa, pero también podemos elegir a alguien que cocine comida asiática o argentina. También podemos basar nuestra decisión de acuerdo al área de ubicación del hogar anfitrión. Esta experiencia única es ideal para paladares aventureros, pues además de dejar un buen sabor de boca, permite conocer a gente del lugar que se visita, puesto que al compartir la mesa con ellos podemos a aprender acerca de sus costumbres, cultura y forma de vida.

Si quiere experimentar el mealsurfing en sus próximas vacaciones, existen distintas páginas web o aplicaciones para el móvil que ofrecen este servicio. Hay una lista de las ciudades disponibles, el perfil de los anfitriones, el tipo de comida que ofrecen y los precios. Las aplicaciones incluyen un sistema de valoración que califica los servicios ofrecidos.

Yo no he vivido esta experiencia aún, pero me encantaría visitar a una familia extranjera en mi próximo viaje y probar las especialidades locales que preparan para sus invitados, y por qué no, también registrarme para ofrecer el servicio y preparar alguna de las especialidades culinarias del lugar en donde vivo.

¿En qué lugar del mundo le gustaría reservar una mesa para experimentar el mealsurfing?

Tomado de: PriceTravel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *